Brasserie Champigneulles ES > Nuestra empresa > Fabricación de la cerveza

La fabricación de la cerveza

La fabricación de la cerveza se divide en 3 etapas principales:
La cocción

Esta etapa del proceso es esencial en la fabricación de una cerveza.
Previamente al cocimiento, es necesario recibir las materias primas que están compuestas de diferentes maltas de cebada que contienen almidón y están almacenadas en silos de malta. En Champigneulles, la sala de cocimiento permite el encadenamiento automático de estas diferentes etapas bajo la vigilancia y la responsabilidad de un Maestro cervecero y de este modo la realización de 8 cubas de 100 000 litros cada una, es decir 800 000 litros de zumo azucarado por día. El taller puede trabajar de manera continua los 7 días de la semana.

La etapa de cocimiento consiste en:

  • mezclar con agua caliente las materias primas previamente trituradas en forma de harina para facilitar la extracción del almidón contenido.
  • realizar diferentes cocimientos y calentamiento de la mezcla que permite transformar el almidón en azúcares (cubas, materia y remojo).
  • filtrar la mezcla para separar las cortezas de la malta del zumo azucarado obtenido que es llamado el mosto (rol de la cuba filtro).
  • cocer este mosto obtenido alrededor de 100 grados añadiéndole lúpulos para amargarlo y aromatizarlo (función de la caldera para lupulizar).
  • enfriar mediante intercambiadores el mosto entre 10 y 20 grados según los perfiles de cerveza deseados.

La fermentación

El mosto o zumo azucarado sale de la sala de cocimiento para llenar cubas de fermentación.
Durante esta etapa, se va a añadir levadura de cerveza al mismo tiempo que se produce el llenado de las cubas. Esta levadura permitirá transformar el azúcar contenido en el mosto en alcohol y en CO2 y desarrollar los aromas de la cerveza
Es importante controlar bien la temperatura y la presión en el interior de cada fermentador.
Esta etapa de fermentación y de transformación de los azúcares en alcohol durará entre 7 y 15 días en función del perfil de cerveza deseado. A continuación, la cerveza será conservada unos cuantos días más después de haber sido previamente enfriada a 0 grados, para permitir al producto afinarse y obtener todos los aromas buscados. En Champigneulles, el taller de fermentación está compuesto de 19 fermentadores llamados TOD (Tank Out Door).

La capacidad de un fermentador es de 600 000 litros a 1 000 000 litros. Se requiere por consiguiente más de un día de cocimiento para llenar un fermentador de un millón de litros…
Cuando todas las cubas de fermentación están llenas, 15 millones de litros de cerveza lo único que piden es ser consumidos, ¡¡¡es decir el equivalente de 60 millones de cañas de 25 cl o lo que equivale a un vaso de cerveza por francés a consumir en el mismo momento!!!

La filtración

Es en este taller que la cerveza es sometida a sus últimos retoques antes de ser envasada.
Los objetivos del taller de filtración son por lo tanto corregir la cerveza para llevarla a las características y objetivos deseados del producto final, y obtener una bebida: Brillante y despojada de todas sus partículas y levaduras, perfectamente saturada de gas carbónico, con un nivel de alcohol correspondiente al producto final.
Es también en este taller que se puede añadir diferentes aromas, lúpulos líquidos, azúcares, etc.